miércoles, octubre 06, 2010

Nueva Historía Mínima de México

La historia de este país, México, tal como se enseña en las escuelas primarias o de educación media ha variado enormemente a lo largo de los años. ¿Por qué?, Bueno, el porqué escapa a mi comprensión, pero estoy seguro que obedece a razones políticas, y estas razones se guían mas por la ignorancia del dirigente en turno, o por la ignorancia del asesor/secretario/chupapollas del dirigente en turno, y es debido a ello que la historia de México varia mucho según a quien se lea, según en quien se crea, así todos los hechos pueden ser interpretados o reinterpretados, lo cual, por supuesto da lugar a que las masturbaciones y autofelaciones estén a la orden del día... y, como no podía ser de otra manera, de esto se abusa en un país en que se celebra el bicentenario de la revolución y el bicentenario de la independencia.
Es común que ya no puedas tomar un café con tranquilidad en casi ningún lugar sin que invadan tu espacio la estridente voz de algún sabelotodo que debe de hacer públicos sus incipientes conocimientos de historia patria, conocimientos adquiridos a través de simples novelas históricas, o, peor aun, historiadores mercenarios (casi siempre a sueldo del gobernante en turno, que interpretan y malinterpretan al son que les toquen). En estas circunstancias tan jodidas, en estas circunstancias en las que lo único que deseas es tapiar todas las ventanas, atrincherarte en el segundo piso con un rifle de la segunda guerra mundial, y volar la puta cabeza del primer pendejo que pase por la calle con una bandera (o sombrero, o bigotes), bueno, en estas circunstancias cayo en mis manos el libro que le da nombre al post. Bendito sea.

Nueva Historia Mínima de México, retoma el espíritu de la obra original, la Historia Mínima de México, es decir; brindar los conocimientos mínimos acerca de la historia de este país a cualquiera de sus habitantes; desde el chavalillo de primaria hasta el subespecialista medico (que, seamos honestos, no se caracterizan por su inmensa cultura), y es una idea que no puede ser mas loable, mas loable y mas difícil de llevar al cabo.

Publicada por el colegio de México, cada uno de sus capítulos, ha sido elaborado por un investigador, diferente, es así que nos encontramos con Luis Aboites Aguilar, Pablo Escalante Gonzalbo, Bernardo Garcia Martínez, Javier Garciadiego (cuyo programa de radio, enlatado en mp3 escucho con frecuencia y a destiempo, como debe de ser), Luis Jauregui, Elisa Speckman Guerra y Josefina Zoraida Vazquez), juntos logran crear un inmenso mosaico que incluye desde el nebuloso pasado prehispánico, hasta el fatídico año 2000, todo ello en un delgado tomo de solo 302 paginas.

Se trata de una obra de divulgación, y es por ello que el lector agradece la ausencia de lenguaje técnico, de prosa rimbombante, de excusas, de sentimentalismo, de elucubraciones; de forma clara se explican los sucesos sin emitir juicios de valor, y es por ello que transmite la sensación al lector de innegable frescura... aunque, como todo los que habitamos en este país sabemos, las perdidas que ha sufrido México como territorio antes de poder construir una identidad nacional provocan un gran dejo de amargura, y, siempre provocaran una reacción en el lector al recordarlas, y aunque se tratan de forma somera, vaya que jode revivirlas.

Ya cada lector de acuerdo con sus propias filias decidirá que tan mínima le resulta, para mi por ejemplo, siempre hará mas falta de la reforma, mas de la primera revolución del siglo xx, mas del 68 mexicano... pero se entiende que no no es el objetivo de esta obra y no se le debe reprochar que no abunde en estos temas, y creo que en eso radica su mayor virtud, incita, y vuelve deseable el saber mas acerca de uno u otro tópico. No hay pretextos para no leerla en este año de bicentenarios. Imprescindible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios alimentan este blog, el pobre esta muy flaco, así que si no te apetece ver un famélico blog mas deambulando siniestramente por la web ¡comenta!