sábado, septiembre 28, 2013

Desobediencia civil y Paro Nacional - Twitcam Fernández Noroña [25 Sep 2013]

viernes, septiembre 27, 2013

Metal Gear Solid 3 (MGS: The Legacy Collection)

1964. Snake, el primer Snake, que envejecera para convertirse en Big Boss, debe de infiltrarse en una base militar Rusa para rescatar al científico especialista en cohetes, Sokolov, y evitar que el gobierno ruso le use en la carrera armamentística... Sokolov ya ha sido traicionado por el gobierno norteamericano, y el Mayor Zero, quien dirige la misión, se siente en deuda con el. Las cosas no son lo que parecen y durante la Misión Virtuosa, Snake sera traicionado por su mentora, The Boss, ex-integrante de la SAS y creadora de la técnica de combate en cortas distancias (CQC)... quien en apariencia ha desertado para unirse a los maléficos rojos, devoradores de niños, violadores de monjas, y detonadores de bombas nucleares.

lunes, septiembre 23, 2013

domingo, septiembre 22, 2013

Discurso de Andrés Manuel en la Asamblea Nacional del 22 de Septiembre.

Amigas y amigos:

Antes que nada, nuestra profunda solidaridad a todos los afectados por las inundaciones en distintas partes del país.
Seguiremos ayudando a nuestros hermanos de Guerrero, Veracruz, Tamaulipas y Sinaloa en desgracia. Guardemos un minuto de silencio por las víctimas.
También queremos expresar nuestro apoyo a las maestras y a los maestros del país que luchan en defensa de sus derechos. Manifestamos, sin oportunismos y con respeto a sus autonomías, que siempre van a contar con nosotros. 
Amigas y amigos:
Como acordamos en la asamblea del domingo 8, estamos llevando a cabo esta segunda manifestación de protesta para evitar la privatización del sector energético y los aumentos de impuestos.
Agradezco de todo corazón la voluntad y el esfuerzo que han hecho para asistir a este acto, algunos vienen de muy lejos, con lluvia, transitando por caminos difíciles y con mucho sacrificio.
Hoy se ha demostrado que vamos creciendo. Somos muchos y seremos más, porque así lo exigen las circunstancias.
Aquí reitero con honestidad y pleno conocimiento de causa, que de aprobarse las llamadas reforma energética y hacendaria, en vez de sacar a México de la crisis, lo conduciría a uno de los peores desastres de su historia.
Como ustedes saben, en los últimos nueve meses, he participado en 300 asambleas informativas, visitando todas las regiones del país. En mis recorridos, recojo los sentimientos y las angustias de la gente por la grave situación económica, social y de inseguridad que se padece.
Los caminos pavimentados se están convirtiendo en terracerías. El campo está en el abandono. Se han caído las ventas en las tiendas; las pequeñas y medianas empresas siguen quebrando. Millones de mexicanos se encuentran sin trabajo. No hay dinero y, el que existe, cada vez alcanza menos por la carestía de la vida. 
Continúa el empobrecimiento de los de abajo y de las clases medias. Con el añadido de que reina la incertidumbre, la inseguridad y la violencia.
Todo esto se confirma con las cifras oficiales. En el primer semestre de este año, la economía ha crecido el uno por ciento, en promedio anual. El sector agropecuario y pesquero permanece estancado; la industria de la construcción se desplomó en 3.5 por ciento; las ventas al mayoreo registraron una disminución anual de 6 por ciento y al menudeo del 0.42 por ciento. La mayoría de los mexicanos ha perdido 10 por ciento de su poder adquisitivo.
Además, de acuerdo a cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social, en el primer semestre sólo se crearon 100 mil nuevos empleos, lo cual indica que, este año, un millón de jóvenes que ingresan  al mercado laboral, no tendrán trabajo. Más el rezago de millones de mexicanos desempleados.
Por si fuese poco, en medio de esta profunda crisis, ahora quieren privatizar al sector energético y aumentar los impuestos, con lo cual México terminaría de hundirse.
Si no fuese tan grave este asunto, hasta nos esperaríamos al 2015 para decirles: “se volvieron a equivocar, se los dijimos”. Pero ya basta. El afán de lucro de una minoría no debe prevalecer y menos a costa del sufrimiento del pueblo y de la destrucción del país.
No tenemos ninguna duda acerca de lo que sostenemos: la pretendida privatización del sector energético significa, en esencia, transferir riquezas del pueblo y de la nación a empresas petroleras extranjeras. Los contratos de utilidad compartida en exploración y perforación de pozos petroleros, reducirán los ingresos de la hacienda pública. La entrega a particulares de la refinación, la petroquímica, el gas y la energía eléctrica, nos dejará sin la posibilidad de utilizar al sector energético para promover el desarrollo, la creación de empleos, el bienestar y la paz.
Es cierto que tenemos un pueblo con mucha cultura y vocación de trabajo y hay otras ramas de la economía muy importantes. Pero nada o muy poco se podría hacer para rescatar al país, si no se cuenta con el sector energético. Si nos quitan el petróleo, sería como desangrar a la patria.
Además de este atentado, quieren compensar el desfalco que dejaría la privatización del sector energético con los aumentos de impuestos. Por el momento no voy a utilizar mis argumentos para refutar lo equivocado de esta absurda política. Sólo quiero citar textualmente lo que un grupo de empresarios de Monterrey me pidieron que dijera al respecto:
Es una reforma que no propicia el crecimiento, desincentiva la inversión, afecta a varios sectores y reduce la capacidad de compra y consumo de la clase media. 
A través de aumentos de IVA y reducción en las deducciones fiscales, se estrangulará a la clase media y se acabará con las aspiraciones de movilidad social.
Es una reforma regresiva, pues plantea un déficit fiscal, hecho que no se daba en los últimos 15 años y que siempre es el antecedente de las crisis financieras.
En fin, esto es lo que ellos y muchos otros sostienen. Yo sólo agregaría que la reforma fiscal afecta a casi todos los mexicanos, porque los aumentos de impuestos siempre se trasladan al consumidor final.
Ahora bien, aun cuando hay una gran inconformidad por estas reformas, la actitud del gobierno, hasta ahora, ha sido de cerrazón, porque piensan que podrán imponerse por encima de la opinión pública y del interés nacional.
Apuestan a la simulación y al engaño. Por ejemplo, hace unos días hice mención de que llegó a mis manos el documento de estrategia de la coordinación del PRI en el Senado, en el cual se habla de realizar, en dos semanas, foros parlamentarios para la reforma energética. En el documento se señala que todo será controlado, hasta el manejo mediático. Una especie de hablas y te vas. Pero lo más preocupante es que, luego de cumplir este mero requisito, ya están contemplando que en tres días van a dictaminar, y el 15 de octubre, según ellos, se aprobará la reforma al artículo 27 y 28 de la Constitución. Hoy hacemos público este plan, en su versión preliminar.
Amigas y amigos:
Frente a la decisión del gobierno de imponer a toda costa la privatización del sector energético y el aumento de impuestos, lo cual, reitero,  se traducirá en el agravamiento de la crisis de México, considero necesario hacer una propuesta pública a Enrique Peña Nieto, quien de manera oficial ha presentado al Congreso de la Unión, las iniciativas de reforma de los artículos 27 y 28 de la Constitución y de Ley de Ingresos para el ejercicio fiscal de 2014.
Antes, debo decir que me dirijo a Enrique Peña Nieto porque así lo exigen las circunstancias. No estoy olvidando que él llego a la Presidencia de la República, mediante un fraude electoral que consistió, entre otras cosas, en la compra de millones de votos, traficando con la pobreza de la gente.
Si acudo a él como interlocutor es por la emergencia nacional y porque por encima de cualquier otra consideración, está el interés del pueblo y de la patria. Nosotros no queremos reconstruir al país a partir de escombros y de mayor sufrimiento de la gente. México y su pueblo, merecen, desde ya, progreso, justicia, bienestar y paz.
Mi planteamiento a Enrique Peña Nieto consiste en lo siguiente:
Le propongo que haga un exhorto al Poder Legislativo y a su partido para que se consulte al pueblo de México, antes de que se dictamine y se someta al pleno de las Cámaras la reforma energética.
Para saber si los mexicanos están de acuerdo o no, en que se reformen los artículos 27 y 28 de la Constitución con la finalidad de otorgar a particulares contratos de utilidad compartida y privatizar la refinación del petróleo, la petroquímica, el gas, la industria eléctrica y la distribución y comercialización de los energéticos.
No hay ninguna razón para impedir o limitar que el pueblo de México sea el que decida sobre este importante asunto. Si se actúa de manera responsable y con voluntad política, puede ajustarse el marco legal para celebrar dicha consulta con carácter vinculatorio.
Sé bien que existe un sistema de gobierno representativo, sin embargo, ningún candidato, ni a diputado ni a senador ni a presidente de la República, propuso durante la campaña reformar los artículos 27 y 28 de la Constitución. Por lo tanto, nadie, ni en el poder ejecutivo ni en el legislativo, tiene legitimidad para tomar esa decisión sin consultar a los ciudadanos. De ahí la importancia de la democracia participativa, la de preguntar al pueblo soberano sobre los asuntos que le atañen de manera directa. En esencia, nuestra propuesta consiste en que todos nos sometamos al mandato del pueblo. En una democracia es el pueblo el que manda.
También le solicito a Enrique Peña Nieto que modifique su iniciativa de Ley de Ingresos, eliminando los aumentos de impuestos que contempla, bajo  las siguientes consideraciones:
  • Es un agravio querer aumentar impuestos sin combatir la corrupción imperante y sin ajustar el gasto del gobierno. Ya es tiempo de que dejen de robar. Que sea el gobierno el que se apriete primero el cinturón y no la gente.
  • Si se aplica un Plan de Austeridad no hay necesidad de aumentar los impuestos ni de seguir endeudando al país. Existen ingresos suficientes para financiar el gasto público. Sólo es cuestión de ahorrar y eliminar los privilegios de la alta burocracia. En ningún momento, menos en épocas de crisis, se justifica que haya un gobierno rico con pueblo pobre. La austeridad no sólo es un asunto administrativo, sino de principios.
  • Es el momento de corregir la deformación que prevalece en el manejo de las finanzas públicas. Téngase en cuenta que del año 2000 al 2013, el presupuesto pasó de un billón 239 mil millones de pesos a 3 billones 921 mil millones de pesos. Y el gasto corriente del gobierno, subió de 705 mil millones de pesos a 2 billones 313 mil millones; es decir, el presupuesto se incrementó en 11 por ciento anual y el gasto corriente, en 14 por ciento. O sea, más del doble del crecimiento económico alcanzado en este periodo. 
  • Esta misma deformación se mantiene en el proyecto de presupuesto para 2014, pues se contempla un aumento del 14.4 por ciento en el gasto corriente. Es decir, se propone subir el gasto corriente de un año para otro en 332 mil millones de pesos, cantidad mucho mayor a los 239 mil millones de pesos que tienen calculado recaudar con todos los aumentos de impuestos.
  • Adicionalmente, la propuesta del gobierno incluye un déficit de 1.5 por ciento del Producto Interno Bruto; es decir, se propone endeudar al país con la contratación de créditos por 250 mil millones de pesos.

En razón de lo anterior, nuestra propuesta de austeridad consiste en:
a)   Ahorrar del presupuesto público de 2014 -que se estima en 4 billones 479 mil millones de pesos- el 8.6 por ciento; es decir, 385 mil millones de pesos, para no aumentar los impuestos y mantener el mismo déficit de 2013.
b)  Este ahorro se puede obtener sin afectar partidas destinadas al crecimiento económico y al bienestar social. Sólo con la reducción del gasto superfluo e innecesario.
c)    El ajuste representaría el 2.5 por ciento del Producto Interno Bruto. Cabe decir que existe el antecedente de reducciones al gasto en esta proporción, como sucedió en 1983 y 1995, con la diferencia de que ahora no se afectará la inversión pública, ni las participaciones federales a estados y municipios, ni lo que se contempla destinar a programas sociales.
Aquí hago un paréntesis y me adelanto a señalar que en el gasto corriente de 2014 está contemplado ampliar el programa de apoyo a los adultos mayores. Habrá un millón 300 mil nuevos beneficiarios, que recibirán, cada uno, 6 mil pesos al año. Pero esto sólo significa el 2.5 por ciento de lo que crecería el gasto corriente. Es decir, 7 mil 800 mil millones de pesos, el equivalente a lo que cuesta el nuevo avión presidencial.
d)  El ahorro que se propone se obtendrá de reducir a la mitad los sueldos de los altos funcionarios públicos; de eliminar el servicio médico privado, las cajas de ahorro y todos los privilegios de la alta burocracia (incluidos diputados, senadores, ministros de la Corte, secretarios, presidente y ex presidentes de la República). También se propone cancelar la creación o remodelación de oficinas, la compra de vehículos para funcionarios; reducir viáticos, gastos de combustibles, telefonía, equipos, muebles de oficina, gastos en asesorías, en viajes al extranjero, en estudios de opinión, relaciones públicas, consultorías con agencias de imagen y muchas otras prebendas o erogaciones no prioritarias. 
Por último, aclaro que el documento detallado de esta propuesta, se lo enviaré el día de mañana a Enrique Peña Nieto, a través de una comisión integrada por José Agustín Ortiz Pinchetti, Bertha Luján y Octavio Romero Oropeza. Después de hacer la entrega formal, los integrantes de la comisión darán una rueda de prensa para informar a la opinión pública y responder a todas las interrogantes.
Amigas y amigos:
Vamos a esperar la respuesta a nuestra demanda o petición. Pero lo haremos manteniendo la estrategia de movilización ciudadana pacífica.
Por eso pongo a consideración de ustedes lo siguiente:
  1. Que sigamos informando, orientando y organizando a los ciudadanos para defender el petróleo y detener los aumentos de impuestos. En especial, dando a conocer nuestro planteamiento de que se lleve a cabo una consulta ciudadana antes de que se resuelva en las Cámaras el asunto de la reforma energética, bajo el lema “¿Tú vas a dejar que decidan por ti?”.
  2. Formar brigadas para recabar firmas con el propósito de que los ciudadanos pidan ser consultados antes de que se imponga la reforma energética. Esta actividad debe llevarse a cabo en parques, plazas públicas, mercados, escuelas, centros de trabajo, barrios, colonias, unidades habitacionales, pueblos y comunidades. Por mi parte, doy a conocer que desde mañana inicio una gira de 10 días para celebrar 40 asambleas informativas en el Distrito Federal y en el Estado de México. Les pido a quienes vinieron de Iztapalapa, que corran la voz porque nos volveremos a encontrar en cuatro puntos de esa delegación y aviso a los de Gustavo A. Madero, que el martes voy a 4 asambleas más en su delegación, y así en toda el área metropolitana.
  3. Le propongo también que volvamos a congregarnos el domingo, 6 de octubre, a la misma hora, para realizar otra marcha del Ángel de la Independencia, ahora sí, al Zócalo.
  4. Que ese día, cada uno de los que estamos aquí traigamos una hoja con, cuando menos, diez firmas de ciudadanos que desean ser consultados en el caso de la reforma energética. Desde ahora se repartirá el formato y se podrá descargar de Internet. El 6 de octubre habrá urnas para depositar las hojas con las firmas.
  5. También les pido que quienes estamos aquí hagamos el compromiso siguiente: si somos del Distrito Federal cada uno de nosotros deberá convencer a, cuando menos, cinco de los diez firmantes, que hasta ahora no han participado en las movilizaciones, para que nos acompañen en la marcha-mitin del día 6 de octubre. Si somos del estado de México, cada uno debemos invitar a tres de los firmantes; y del resto del país, por lo menos a uno de los firmantes. De esta manera, si todos nos aplicamos y cumplimos con nuestra tarea, seremos tres veces más en la próxima concentración.
  1. Para entonces ya sabremos la respuesta del gobierno y estaremos más cerca del día 15 de octubre, que es el día que tienen planeado imponer la reforma energética. Por eso será el 6 de octubre cuando decidamos lo que haremos en definitiva.

Amigas y amigos:

Dos consideraciones finales. Primero tener en cuenta que lo más importante de todo, para salir victoriosos de este desafío, es crecer cada vez más, hasta lograr que exista una voluntad colectiva dispuesta a hacer valer los derechos ciudadanos en defensa del pueblo y de la nación. Para ello, debemos estar dispuestos a construir una amplia alianza con organizaciones sociales y culturales, con los movimientos ciudadanos, partidos, sectores económicos, clases sociales, sin distinción de creencias, ideologías o posiciones políticas.
Segundo, reafirmar nuestro compromiso de luchar por la vía pacífica, sin caer en provocaciones ni en la trampa de la violencia. Nosotros tenemos la razón y debemos evadir el acoso de quienes no tienen consenso y sólo cuentan con el aparato de fuerza. Que quede claro: el principio de la no violencia sostenido con autenticidad, perseverancia, sin desbordamientos ni traiciones, es más eficaz que cualquier acción extremista o supuestamente radical. La violencia es su vía no la nuestra.
Antes de concluir, les pregunto si están de acuerdo en lo que les he propuesto en su conjunto.
Vamos para adelante.

¡Viva la resistencia civil pacífica!
¡Viva la soberanía del pueblo y de la nación!
¡Viva México!
¡Viva México!
¡Viva México!

viernes, septiembre 20, 2013

Carta abierta de @fernandeznorona a @EPN. Una última oportunidad para que sirvas a la Patria

Una última oportunidad para que sirvas a la Patria.
 
A Enrique Peña Nieto.
Presidente de los Estados Unidos Mexicanos.
Al pueblo de México
Presentes.
Todas las reformas que has presentado y que llamas estructurales, son modificaciones legales totalmente contrarias al interés nacional. Pero de todas ellas, sin duda, destaca la reforma energética. Esa es la más lesiva y la más grave en contra de los intereses de la Patria.
La reforma energética, pretende regresarle a las trasnacionales petroleras el control de nuestros yacimientos petroleros y desmantelar la empresa nacional más importante que México ha construido durante décadas: Petróleos Mexicanos.
Has argumentado, que al abrirse Pemex a la inversión privada (eufemismo para ocultar a las trasnacionales petroleras),  se darán una serie de beneficios de muy diverso tipo, que van desde aumentar la producción de petróleo crudo, hasta generar empleo y bajar los costos de la gasolina. Todo ello es falso. Es en realidad una decisión contraria a los intereses nacionales, y has llegado al colmo de presentarte como el Lázaro Cárdenas del siglo XXI.
En realidad mientes en todas las líneas y esto habría que dejarlo claro, Pemex es la empresa número 36 del mundo, la 13° de América; la segunda de América latina, sólo después de Petróleos de Venezuela y es sin duda, la primerísima de México.
Pemex es el quinto productor de petróleo crudo del mundo (extractor, ya que es materia prima, un recurso no renovable). Es el tercer exportador de petróleo crudo más importante a Estado Unidos, debajo de Canadá y Arabia Saudita. Pemex además tiene el costo de producción (extracción) de petróleo más bajo de todas las petroleras del mundo y el segundo más bajo en exploración, sólo después de la Shell.
Es falso también que esté decayendo la producción. Pemex extrae de manera estable 2.5 millones de barriles de petróleo crudo al día. La renta petrolera o ganancia anda por el orden de 90 dólares por barril. Así las cosas, Pemex produce 225 millones de dólares al día; 80,000 millones de dólares al año. Esto se traduce al tipo de cambio de $13 por dólar en un billón (un millón de millones) 76,000 millones de pesos.
¿De dónde sacas que Pemex no produce, si el año pasado le dio al país un billón 67,000 millones de pesos? En los últimos 12 años Pemex le dio a la nación 687,000 millones de dólares, lo has leído bien. 687,000 millones de dólares.
Planteas que se debe aumentar la extracción de petróleo crudo de 2.5 millones a tres o 3.5 millones. Estamos exportando diario a Estados Unidos 1 millón de barriles de petróleo, ya que nuestro país requiere para su funcionamiento 1 millón y medio. Dirás que al aumentar la exportación de petróleo crudo, aumentarán nuestros ingresos, no necesariamente. Puede suceder que al aumentar la producción se genere una baja en los precios del petróleo crudo en el mundo.
Por otra parte, han manejado la mentira de que Estados Unidos se convertirá en exportador de petróleo crudo, nada más falso. Nuestro vecino país consume 20 millones de barriles de petróleo crudo al día y sólo produce ocho, importa 12 millones de una producción mundial de 84 millones de barriles al día. Tiene reservas para cinco años. No tiene manera de volverse a convertir en exportador de petróleo crudo en su existencia.
Nosotros debemos dejar de exportar petróleo crudo a los Estados Unidos. Ya que estamos importando gasolina y exportando petróleo crudo, de hecho importamos la mitad de la gasolina que consumimos. ¿Por qué no refinamos nosotros nuestro petróleo?
Dirás que no tenemos la tecnología o que no tenemos los recursos. Mientes en ambos casos. México refinó su petróleo desde hace 75 años en que se expropió (en 1938) a las trasnacionales petroleras. Contamos además con la tecnología, pero cuando ésta no se tiene, se compra. Una refinería puede costar 500 millones de dólares y la tecnología para el funcionamiento de ésta, el 1% de esa cantidad.
Simplemente, de los 687,000 millones de dólares que Pemex dio al país en los últimos 12 años, pudieron haberse tomado sólo 2,000 millones para construir cuatro refinerías y no estaríamos importando gasolina. No se ha construido una refinería en los últimos 30 años. De hecho, de la refinería que se iba a realizar en Hidalgo en el sexenio pasado, no se terminó ni la barda.
Habiéndose construido las refinerías, ya no estaríamos importando gasolina, ésta no seguiría subiendo mes con mes, y encima de ello, estaríamos exportando nuestro petróleo refinado, en vez de petróleo crudo. Te pondré un ejemplo del beneficio para el país si en vez de vender el millón de barriles de petróleo crudo a Estados Unidos diariamente, se vendiera refinado. Dicen ustedes que refinar no es negocio, mienten, tan es negocio que las ganancias se multiplicarían por 16. Te lo explico: un barril de petróleo refinado nos daría 1440 dólares en vez de 90. Ello implicaría 1440 millones de dólares al día de ganancias y 16 billones de pesos al año; 16 millones de millones de pesos para el país de ganancias, casi cuatro veces el presupuesto planteado para el año 2013.
Y si en vez de refinar el petróleo se convierten en petroquímicos, las ganancias se multiplicarían por 60. Es decir que un barril de petróleo nos daría 5,400 dólares. Ganaríamos al día 5,400 millones de dólares y al año 60 billones de pesos. Esto implicaría 15 veces el presupuesto planteado para el año 2013. Esas serían las ganancias que dejarían el millón de barriles de petróleo crudo que diario se exportan a los Estados Unidos si se procesaran de manera previa, industrialmente.
Pero para que quede aún más claro, los 16 billones de pesos repartidos de manera igual entre 110 millones de mexicanos, daría a cada mexicano un ingreso de 145,000 anuales. Y los 60 billones de pesos repartidos de manera equitativa entre 110 millones de mexicanos, daría un ingreso de $545,000 al año a cada uno de ellos. Dicho de otra manera, con ese proceso de industrialización, con ese negocio que quieres regalar a las trasnacionales petroleras, no existiría un solo mexicano pobre en nuestro país.
Con la riqueza petrolera que Pemex genera y con la que puede generar, seríamos sin duda uno de los cinco principales países en fuerza económica del mundo. Y dirás que son especulaciones, aunque sabes muy bien que no lo son. Lo que estoy planteando ya se realizó en el país. De 1938 a 1982 México creció el 6.5 por ciento con un Pemex integrado en una sola empresa, con una poderosa petroquímica de Pemex, que dio sustento a una de las empresas petroquímicas privadas más importantes del mundo, la petroquímica mexicana.
Todo esto desapareció al descuartizar a Pemex, Carlos Salinas, y privatizar la petroquímica de esta importante paraestatal. Y de puedo contar un poco de historia también, las trasnacionales petroleras ya estuvieron en México de finales del siglo XIX hasta 1938. Está muy documentado el voraz comportamiento, los atropellos, los despojos, brutal explotación de nuestro pueblo y el saqueo que se hizo de la riqueza petrolera mexicana. Baste señalar que en los años 20 del siglo XX, fuimos el segundo productor de petróleo crudo del mundo y esto no le trajo mayor beneficio a la nación.
Porfirio Díaz dio concesiones a las empresas petroleras extranjeras sin que aportaran un solo centavo al país. No pagaban por importaciones, no pagaban por exportaciones, no pagaban por producción, prácticamente no pagaban por nada. Por lo menos tomó una precaución que tú ni siquiera has tomado, que consistía en que las empresas eran consideradas nacionales y no podían acudir a pedir protección de sus estados nacionales.
Al ser derrocado Porfirio Díaz y llegar el gobierno del presidente Madero, éste pretendió en 1912 fijar un impuesto de dos centavos tonelada de petróleo exportada. Las trasnacionales petroleras dijeron que era confiscatorio, se negaron a pagarlo y de hecho no lo hicieron. A los seis meses, el presidente Madero fue depuesto por un golpe militar y asesinado junto con el vicepresidente Pino Suárez. ¿Sacas conclusiones claras de lo que implica traer a las trasnacionales petroleras nuevamente al país? 
Se reavivó la revolución, el usurpador Huerta fue depuesto; continuó la guerra civil y al final los constitucionalistas vencieron. El constituyente del 17 generó una reforma a la Constitución de 1857. Esa reforma tiene cuatro pilares fundamentales: el artículo 27 constitucional es el fundamental y es el que tú pretendes modificar sin tener autoridad, legitimidad, ni fundamento legal para echar por tierra el eje articulador de la Constitución de 1917. Los otros tres artículos fundamentales que también ustedes han demolido son el tercero, el 123 y el 130. En cuanto al artículo 27 constitucional, recuperó para la nación el dominio del subsuelo y su riqueza. El agua, los minerales, el petróleo destacadamente. Tú pretendes acabar con este funcionamiento. No has generado una contrarrevolución, no has ganado una batalla que haya costado millones de vidas, para que quieras romper el pacto federal que es la Constitución Política y en particular, este artículo citado.
Y pretendes además pasar por encima del artículo 28, que establece las áreas estratégicas bajo control del Estado Mexicano. De esta manera piensas entregar una de las riquezas naturales más importantes que tiene el país: el petróleo.
El artículo 27 es tan importante, que las trasnacionales petroleras, en su momento, lo declararon espurio. Nunca lo reconocieron y costó 21 años poder lograr su vigencia. Fue hasta la expropiación de 1938 que en realidad se recuperó el petróleo y el subsuelo en beneficio de la nación.
El presidente Carranza, que encabezó el primer gobierno estable surgido de la revolución, nunca pudo lograr la legislación secundaria, ni meter en cintura a las trasnacionales petroleras. De hecho, generaron grupos armados encabezados por Peláez en las zonas petroleras, para que el gobierno surgido de la revolución y legítimamente constituido, no pudiera cobrar los impuestos correspondientes.
El presidente Obregón, no fue reconocido durante tres de sus cuatro años de mandato, por las presiones que las trasnacionales petroleras hicieron con el gobierno de los Estados Unidos. Durante su último año de gobierno, fue obligado a firmar los acuerdos de Bucareli. En éstos se estableció que el artículo 27 constitucional no era retroactivo. Dicho en otras palabras, el petróleo le pertenecía a las trasnacionales petroleras y no a nuestra nación.
Si esto pudieron hacer con el presidente Obregón, que era un hombre firme, el general más brillante de la revolución mexicana, un hombre bragado, ¿Qué no podrán hacer con presidentes como los actuales, que no tienen ningún punto de firmeza, ningún punto de energía, ningún compromiso con la independencia y la soberanía nacional?
Fue hasta 1938, con la expropiación petrolera, que entró en vigencia plena el artículo 28 constitucional. Te recuerdo (quizás no lo sabes), que el conflicto surgió porque las trasnacionales petroleras se negaron a otorgar un aumento salarial a los trabajadores petroleros mexicanos que habían constituido un sindicato único. Plantearon un contrato colectivo de trabajo que costaba 26 millones de pesos. Las petroleras se escandalizaron, argumentaron que les era imposible cumplir esa demanda, que quebrarían. Los trabajadores se fueron a huelga, el gobierno intervino para buscar un arreglo. Los trabajadores aceptaron levantar la huelga y argumentar un conflicto económico.
No te haré la historia larga, no eres muy de lectura. Se realizó un dictamen en un mes y tres grandes hombres: Efraín Buenrostro, Jesús Silva Herzog y Mariano Moctezuma, emitieron un análisis de 2,600 cuartillas; 100 hojas del dictamen puntual y 40 conclusiones específicas. Te interesarán algunas de las conclusiones: las trasnacionales petroleras habían promovido intervenciones militares en contra de gobiernos de México; habían promovido internamente grupos armados en contra de gobiernos legítimamente constituidos; habían evadido el pago de impuestos; habían despojado comunidades indias y a pobladores pobres de sus predios para explotar yacimientos petroleros sin pago alguno. Habían creado y utilizado guardias blancas, impuesto su ley, eufemismo para definir las arbitrariedades cotidianas en las zonas petroleras. Y para tu conocimiento, la gasolina valía 134.43% más cara en México que en el exterior; los lubricantes valían 350.77% más caros en México que en el exterior. En general todos los productos derivados de la refinación del petróleo eran más caros en México que en el exterior. 
Además el trabajo acreditó que era perfectamente posible el pago del contrato colectivo de 26 millones de pesos. La Junta Federal de Conciliación y Arbitraje ratificó esta determinación. Las trasnacionales petroleras además de rechazar el fallo, promovieron la fuga de capitales y buscaron el quiebre económico del gobierno al general Lázaro Cárdenas.
La Suprema Corte de Justicia de la Nación, ratificó el fallo de la Junta Federal, las trasnacionales petroleras descartaron también éste. Entonces el presidente Cárdenas, que tú perversamente dices emular, las expropió. Con eso puso al petróleo y toda su riqueza al servicio de nuestro pueblo. Tú quieres hacer justo lo contrario.
Si en verdad quieres retomar el pensamiento del general Lázaro Cárdenas, lo único que tienes que hacer es oír, (ni siquiera leer), en YouTube, el discurso de expropiación de las trasnacionales petroleras. Ahí se concentran todos los agravios de esas empresas en contra de nuestro país.

Las trasnacionales petroleras no se quedaron de brazos cruzados. Bloquearon económicamente al país, no permitían la entrada ni de un tornillo, ni de refacciones, ni de maquinaria, ni del equipo para el funcionamiento de Petróleos Mexicanos. Se tuvo que integrar una sola empresa de las decenas de empresas petroleras, no se contaba con altos mandos, no se contaba con capital. No conformes con ello, promovieron embargos de las exportaciones de petróleo crudo que realizábamos. Alegaban que era su petróleo y que se los habíamos robado. A pesar de todas esas dificultades los petroleros y petroleras mexicanas realizaron una hazaña y consolidaron a Pemex. La convirtieron en una de las empresas más poderosas del mundo. ¡Y ahora tú vienes a decirnos que no podemos salir adelante sin las trasnacionales petroleras después de 75 años de que hemos podido y que esas empresas rapaces y voraces son las que van a salvar al país!
Me recuerdas a las conservadores del siglo XIX que decían que no podíamos ni gobernarnos y que fueron a traer un príncipe extranjero para que gobernara el país.
Dirás que hablo de historia y que hoy las cosas han cambiado, que todo es diferente. Falso. Te pondré un ejemplo reciente. En Kazajistán, se encontró un pozo petrolero que puede generar 2 millones de barriles de petróleo crudo al día. Kazajistán es un país sin una empresa como Pemex, sin tecnología, sin dinero y se asoció con las trasnacionales petroleras. De cada 100 barriles de petróleo extraídos, le corresponderían 98 a las trasnacionales petroleras y sólo dos a Kazajistán. Un verdadero atraco, lo peor es que las trasnacionales petroleras ni eso cumplieron y hoy, en los tribunales internacionales, éstas exigen que Kazajistán les pague una millonaria indemnización cuando no hicieron una sola obra para que el pozo produjera los 2 millones de barriles de petróleo al día.
 Lo que pretendes hacer con la reforma energética es un acto de traición a la patria, lo que pretender es entregar nuestra riqueza al extranjero y cancelar la posibilidad de un desarrollo económico próspero para nuestra nación. Como decía el Nigromante: “Pobre pueblo pobre, no quieren hacerte rico y te quieren hacer miserable”
Podría seguir argumentando sobre las falacias y falsedades en que sustentas tu reforma energética. Pero no creo que valga la pena extenderse. Lo que es necesario que sepas, es que aún tienes una última oportunidad de retirar este atraco a la nación, esta conjura contra los intereses de nuestra Patria. Tienes, bien o mal habida, la máxima responsabilidad política del país y en vez de ponerla al servicio del pueblo, lo traicionas de manera miserable. 
Así las cosas, te quiero plantear, te quiero exigir, que retires tu reforma energética. Que evites que el país se incendie. Que no cargues con la responsabilidad de la rebelión popular que se generará obligadamente para detener un acto de vil traición a los intereses nacionales.
No soy ingenuo, no espero nada y sin embargo me creo en la obligación de hacerte este emplazamiento. Pues tú y sólo tú cargarás con la responsabilidad de lo que se derive después de esta encrucijada en que has puesto a la nación.
Combatiremos con todo tu traición a la patria, actuaremos con toda energía para evitar que entregues a las trasnacionales petroleras una de nuestras riquezas naturales más importantes: el petróleo.
Ustedes han entregado todo: puertos, aeropuertos, carreteras, playas, banca, empresas públicas, agua, oro, plata, ferrocarriles, todo, han entregado todo. Y no les basta, no les es suficiente. No puedes alegar inocencia, pues eres parte de la continuidad de las políticas neoliberales de los últimos 20 años y que en especial con Carlos Salinas, han rematado los bienes nacionales.
Por mi parte, seguiré impulsando la desobediencia civil absoluta. Parar todo para que todo se mueva. Sé que tu gobierno no resistiría que la gente pare todo cinco, diez, quince días si mucho. Que no vayan a trabajar, que no vayan a la escuela, que no compren nada, que no vean televisión. Tu gobierno caería. La gente, espero, se dé cuenta del enorme poder que tiene y que no ejerce.
Pero no seré yo quien decida las formas de lucha, será el pueblo, será la gente, la que decida el camino y yo seguiré el que la gente trace.
No hay nada oculto, las intenciones están claras. Cada quien definirá el lugar que ocupe en esta batalla. Todo indica que tú estarás del lado de las trasnacionales petroleras y de un puñado de poderosos económicamente. Nosotros, del lado del pueblo, buscando su libertad, buscando su emancipación y trabajando para imponer condiciones de paz, libertad, justicia social en nuestra nación, nuestro pueblo se lo merece; no merece una mayor explotación, una mayor pobreza, una mayor hambre, una mayor desesperanza.
Lo que tú propones es criminal, es atroz, es inaceptable. Lo debemos combatir con toda firmeza y con toda energía. Debemos lograr tu remoción, si te empeñas en entregar la riqueza petrolera y cancelar la independencia y la soberanía de nuestra Patria. 
Tú tienes una última oportunidad de cambiar el rumbo de las cosas y de corregir tu conducta, antes de pasar a la historia como un traidor a la Patria.
P.D. Pensabas que la unidad de la izquierda no se daría, también ahí te has equivocado. Hoy Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano y Andrés Manuel López Obrador han dado un paso importante en esa unidad necesaria para defender PEMEX y el petróleo. La unidad irá más allá, en esta lucha caben priístas del nacionalismo revolucionario, panistas patriotas, perredistas, petistas, integrantes de Movimiento Ciudadanos, de Morena. Hombres y mujeres sin partido que quieran rescatar la patria, aquí cabremos todos sin exclusión.

miércoles, septiembre 18, 2013

La reina del pacífico: es hora de contar (2008) Julio Scherer García

Pareciera la típica mujer de clase acomodada, con la cabeza llena de aire y los senos de silicona. La nariz un poco desviada a la derecha. La mirada inescrutable, difícil de interpretar. Sandra Ávila Beltran, la reina del pacífico, entrevistada por Julio Scherer, tras su detención en un restaurante Vips en San Jeronimo, nos pinta su propia estampa, su estampa de la sociedad narca, y de como se mezcla, corrompe y ensucia todo lo que toca, incluyendo a los representantes del Ejecutivo, a esas "autoridades" llamadas Ministerio Público o Policía Federal. Narra, como buscando la simpatía del entrevistador, su nacimiento dentro de la sociedad narca, rodeada por lujos inimaginables, poseedora de cientos de joyas, varios autos, centenares de predios, y una cuantiosa fortuna: ella no pide nacer ahí, rodeada de lujo y violencia la desgracia parecía seguirla, esposo, corrupto y policía, muerto, luego el amante y el otro amante... ella, indefensa en la vorágine de muerte creada por el Narco, no parece encontrar salida... aunque tampoco, en honor a la verdad, se muestra demasiado deseosa de buscar, de soltar todo y largarse, de exiliarse o apartarse para siempre del poder del narco... luego, el secuestro del hijo querido, que regresa tras un intercambio monetario enorme, y una vez más parece apelar a la simpatía del entrevistador, quien no juzga, completa, señala, pero se abstiene de dar un opinión.

En donde se narra los desafortunados sucesos que llevaron al viejo G a rescatar del cajon del olvido su vieja Netbook CQ10, y en donde reflexiona de forma altanera acerca de la inseguridad de uno de esos paises, abandonados no por dioses ni por demonios, sino por sus habitantes.



La pelicula sueca se llama Sebbe: es una de esas pelis en las que el prota es un adolescente un poco lerdo, y lo muestra atravesando un periodo de estupidez casi absoluta. La historia es irrelevante, y el final desabrido; después ochenta  minutos lo único que deseas es darle una patada en los huevos a Sebbe y olvidar por completo la historia. También es una de esas películas que a cierto tipo de bloggers les encanta ensalzar hasta el hastío, sacan su pequeña libreta de tapas negras, con resorte, por supuesto, y comienzan a repasar apenas conteniendo la sialorrea, la lista de adjetivos reservados para estas situaciones; Brutal, estremecedor, fascinante, etc. Declararan la peli como una jodida obra maestra y a continuación escribirán una reseña negativa de alguna peli normal, de esas de entretenimiento puro y sin "aspiraciones artísticas". Exprimirán, aporreando las teclas, todo el desden que sienten por el mundo y después se marcharan orgullosos, con el horizonte infinito frente a ellos, para ser un poco mas infelices en la interminable lejania.

He leído a ese tipo de bloggers, me han acusado de ser ese tipo de blogger. Sé de que hablo. Pero en esta ocasión me asiste algo de razón. La culpa es de Sebbe, ese estúpido y cobarde adolescente sueco, su desabrida y onanista madre, y todos los que le rodean. Tambien es culpa de Peña, del la seguridad de Ciudad Universitaria, del rector, del pendejete de Chong y de las pobres putas que los parieron a todos y cada uno.

Mientras Jan y yo veíamos la absurda película sueca, algún, o algunos seguramente, aprovechando la lluvia pertinaz que nos asola, rompieron el cristal de la puerta trasera de mi auto, con mas fuerza que maña, retiraron el cristal sin demasiados problemas ya que la pélicula anti-asalto resistio admirablemente, ni un solo pedazo de vidrio se astillo creando un borde afilado que pudiera cortar a los malandros. Acto seguido, extrajeron, mochila, con laptop, camara digital, GPS, y reproductor de MP3, también una chamara de pana de color café, fea como el carajo y que nunca me pongo, por supuesto, en el colmo del cinismo abandonaron el libro que leia en ese momento: Criadas y Señoras, el cual permaneceia sobre una pequeña capa de cristales con forma de cubo sobre el asiento trasero, dirigiéndome una media sonrisa.

Primero, observe a mi alrededor y me encontré con el cristal recubierto por la pelicula casi completo. Después, conteniendo la frustración, busque en los alrededores una cámara de vigilancia que no estaba ahí. Mentalmente me maldije por ser tan confiado, y por creer que en Ciudad Universitaria esas cosas no pasan. Resignados decidimos ir a cenar, y al Office Max,  a comprar cinta para sellar el agujero y evitar que la lluvia siguiera entrando por el hueco que dejo el cristal roto. Hasta que dentro de la tienda caí en cuenta de que la tarjeta SD de la camara, a diferencia del disco duro de la computadora, y del disco duro externo que llevaba en la mochila, no estaba encriptada. Las información de la cámara es confidencial. Era inevitable, tenia que levantar una averiguación previa. Puta madre, no pensaba hacerlo, estaba seguro de que nunca detendrian a los responsables, y la denuncia solo seria una perdida de tiempo, sin embargo, debido a lo delicado del contenido de la camara debia de hacerlo. Vaya mierda.

Cerca de las 21:00 hrs logramos llegar a la agencia del ministerio publico. Al parecer en locatel no saben que existe una agencia especializada para "asuntos universitarios", y en primer lugar nos enviaron a una que no correspondía,  llegamos y la agencia estaba casi desierta, solo una persona antes que yo, y aun así tardamos casi cinco horas en completar el proceso; entrevista por el MP, entrevista por Policía Judicial, inspección Ministerial en el lugar de los hechos en compañía del "Representante Jurídico" de la universidad... todo ello para obtener el numero de Averiguación previa y una contraseña formada por números consecutivos para desde internet saber en que estado se encuentra la investigación, que de antemano sé que es inutil, o mas bien inexistente. 

PS.

¿Y cual fue la valiosa lección acerca de la vida que aprendí tras este asunto? Pues que en este país ni siquiera frente al Centro Cultural de La Universidad puedes estar seguro. Si, reconozco que el coño de la madre de Peña poco tiene que ver con este asunto, sin embargo, si hay que mentar la madre de alguno, que sea la de el. Por toro lado, también estoy consciente de que el exceso de confianza propicio el robo, pero al fin y al cabo, ese exceso de confianza, literalmente, ya lo he pagado. Lo bueno, es que estreno Lap. Lo bueno es que nada mas fueron bienes, nada insustituible, sin embargo,  es cuando comienzan a dar vueltas por mi cabeza las leyendas urbanas de violaciones y homicidios en C.U. ... 





viernes, septiembre 13, 2013

El corazón de las tinieblas (1899) Joseph Conrad

Marlow, se interna en el África con la intención de robar sus riquezas, de hacer fortuna como agente de una compañía que  planea explotar el marfil que ahí se debe de encontrar, sin embargo, casi desde su arribo la sombra del Director Kurtz, un hombre carismático como pocos, le envuelve; el aire de misticismo e idolatría que rodea a Kurtz termina por interesarlo, y al final, al igual que el resto de quienes tiene cerca, Marlow termina por caer bajo su peculiar embrujo.

miércoles, septiembre 04, 2013

El estrecho rincón (¿? ) William Somerset Maugham.

El doctor Saunders es probablemente el único cirujano con talento que reside en Oriente, también le encanta el opio, y la amoralidad pareciera ser su bandera... El síndrome se completa con una casi anhedonia, que le ha llevado al hastío. Al hastío o al spleen o a alguna mala yerba de esas que si no se matan pronto no dejan de crecer. Es por ello, que acuciado por un chino ricachón que requiere una cirugía de cataratas, y casi por azar, termina uniéndose a la tripulación de un malogrado navío. Sus compañeros: un Capitán, que es un rufián en toda regla y que no carece de encanto, y tan sólo un  tripulante, un joven de posición acomodada que piensa más con la entrepierna que con el corazón y que además se encuentra en un peculiar viaje de recuperación y reposo. Se convertirán en su mayor fuente de lozano entretenimiento; para Saunders la situación es propicia, entre pipa y pipa de opio el buen doctor se niega a juzgar lo que frente a él acontece, simplemente como si de un naturalista se tratara, contempla, con cierta divertida indiferencia, cómo se suceden los acontecimientos.


A vuelo de teclado. 

De vez en cuando me obsesiono con un tema específico. Un videojuego, una pelicula o una novela. Hace tiempo me encontré observando con morbosa insistencia Seven, me la compré en bluray y  a tiempo y destiempo la veía y veía y veía. Sin darme cuenta, un día por la mañana me encontré con Servidumbre Humana en mi mano. Era un día de entre semana, y tras salir de trabajar me dirigí al centro comercial más cercano (seguro para comprar café) y me encontré con ese libro, le leí con una avidez inusual y, como de vez en cuando me pasa, pensé: ya no se escribe así. Los autores modernos son incapaces de esculpir esta prosa, de comprometerse con un estilo tan pulcro y refinado; sin embargo, como me suele pasar con las novelas muy buenas, la historia no acabó de convencerme, y el protagonista, un estudiante de medicina un poco lerdo me chocaba. Sin embargo Servidumbre Humana es un libro recomendable,  imprescindible para cierto tipo de sujeto.

Ahora con el Estrecho Rincón, el mismo autor nos presenta a un médico, drogadicto y en plenitud de facultades, al que no se le puede llamar cínico: un cínico es un idealista decepcionado, y me queda muy claro que para Saunders los ideales no existen, el mundo gira sólo para divertirle, y la gente, sus pequeñas vidas e incidentes se dibujan frente a él sólo para que no se aburra demasiado. Solipsismo puro. Con frialdad clínica Saunders observa las reacciones y desmenuza las motivaciones pueriles o profundas, de quienes le rodean. Si alguien me dijera que House se inspiró en un treinta por ciento en Saunders yo diría que fue en un cincuenta... el autor logra con maestría dibujar la delicada pereza del archipiélago que recorre Saunders, velando el horizonte con cálidas nubes de opio, la realidad desdibujada de este libro, sus personajes, y su protagonista lo convierten en un imprescindible.